Actualidad

La docente Mirta Barbosa se jubiló y dedicará su tiempo libre a lo que más le gusta en todo el mundo.

• 18 de agosto de 2017

 

 barbosa dest
Mirta Barbosa repasó su trayectoria en la FIO.

Hay decisiones que marcan el rumbo de la vida. Algunas más, otras menos, pero los pasos que se toman al comienzo de una etapa son fáciles de reconocer hacia el final. En el caso de la Dra. Mirta Barbosa, el hecho de que estos días se haya jubilado de la Facultad de Ingeniería y no de otro lado, tiene que ver con sus inicios como estudiante en la misma facultad. Donde investigó, se formó, formó a otras personas, conoció al amor de su vida, y le permitió conocer otros países. “Yo quería estudiar química en La Plata, pero era la época de la dictadura y mi mamá no quiso”, contó Mirta.
Acá en la FIO estudió Ingeniería Química, y fue la decisión acertada. “No tiene mucho de química, primero es ingeniería, ingeniería de procesos, para mi es una carrera preciosa, con un amplísimo panorama, un espectro de trabajo espectacular”, expresó.
Tras graduarse estuvo unos meses en el INTEC de Santa Fe y luego sí fue a La Plata a hacer un posgrado. “En ese momento en la Facultad de Exactas no podía hacer el doctorado”, dijo, y volvió por razones personales. Aquí en la FIO conoció a su esposo, el docente también ya jubilado Antonio Astesuain y se iban a casar.
Con la creación del núcleo INMAT, comenzó a investigar micropartículas y más adelante, separación de polvo. Su tesis doctoral fue sobre corrosión del hormigón, y en el marco de este vínculo científico con la ingeniería civil trabajó hasta los últimos días.
Barbosa fue docente durante 38 años, desde que cursaba el último trayecto de su carrera. “Empecé como ayudante alumno en el año 1997, de Fenómenos de Transporte, que es la materia que trabajé toda la vida. Constituye los fundamentos de la ingeniería química”, explicó. Además de Fenómenos, deja de dar clases también en Introducción a la química. Ambas son de tercer año de la carrera. “La experiencia con los alumnos es hermosa, me llevo un saldo muy positivo”, sostuvo. Marisa Bais y Cecilia Paulo serán quienes quedan al frente de las materias.
“Tuve suerte de tener un trabajo que me gustara. Ver a los chicos aprender, superarse, razonar es hermoso. Y la investigación también es fascinante, el problema es ponerte los límites, porque perdés la noción del tiempo”, aseguró.
Mirta Barbosa expresó, por último, que “además de permitirme un desarrollo profesional, de la FIO me llevo lo humano que es muy importante. Quiero destacar el apoyo de la institución a lo largo de todos estos años. Este trabajo me permitió vivir y conocer otros países, yo le recomiendo a los estudiantes viajar mucho, que aprovechen las becas”. A través de becas de colaboración científica, Barbosa conoció y vivió en Estados Unidos, Alemania y España, y piensa seguir viajando ahora que tiene tiempo libre. Se irá un mes y medio a Francia, “para mi es la plata mejor gastada”, concluyó.

Facultad de Ingeniería

Universidad Nacional del Centro de la Provincia de Buenos Aires

Av. Del Valle 5737

(7400) Olavarría - Buenos Aires - Argentina

+54 02284 451055

Contacto: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 


 

UNICEN

puntoFIO - Boletín semanal de noticias

Intranet